Jueves 23 de diciembre de 2010 / Derechos

USA aprueba por fin la Declaración

Estados Unidos, su gobierno, en voz del presidente Obama, anuncia que por fin va a aprobar la Declaración de 17 de setiembre de 2007 sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas

La declaración de la Organización de Naciones Humanas (ONU) sobre los derechos humanos de los pueblos indígenas contará con el apoyo de los Estados Unidos, informó Susan Rice embajadora del país ante la ONU.

El presidente Barack Obama dijo que el Gobierno estadounidense apoya la Declaración de Naciones Unidas sobre los derechos de los pueblos indígenas, recibiendo aplausos en una reunión de nativos americanos.

La declaración de la ONU reconoce los derechos de los grupos indígenas, como los nativos americanos, en áreas como la cultura, propiedad y autodeterminación.

Estados Unidos es uno de los pocos países que se había abstenido de apoyar la doctrina en el pasado, pero tras una revisión reciente de la posición del Gobierno, Obama dijo: "Puedo anunciar que Washington brinda su apoyo a esta declaración".

"Las aspiraciones que afirma -incluyendo el respeto por parte de las instituciones y las culturas ricas de los pueblos nativos (...) son de la clase que siempre deberíamos buscar cumplir", declaró Obama en la apertura de una conferencia de naciones indígenas en el Departamento del Interior.

El mandatario agregó que "lo que importa mucho más que las palabras, lo que importa mucho más que cualquier resolución o declaración, son acciones que se ajusten con esas palabras".

Celebrando la decisión, Robert Coulter del Indian Law Resource Center dijo en un comunicado escrito: " La Declaración fija una agenda para que Estados Unidos y las naciones indias diseñen un enfoque razonable para una realización progresiva de los deberes y responsabilidades contenidas en ella".

En el año 2007, el gobierno de Estados Unidos no apoyó esta iniciativa aduciendo que era incompatible con las leyes existentes. Ahora, el país cambió de opinión al igual que lo hicieron países como Australia, Canadá y Nueva Zelanda, sumándose en total más de 140 adherentes.

El documento de la ONU establece 46 artículos que son los estándares mínimos de respeto a los derechos de los pueblos indígenas del mundo que suman 370 millones de seres humanos. No establece obligaciones, pero Obama señala que es un compromiso moral y político que coincidentemente se complementa con los esfuerzos que hace el Presidente por solucionar las desigualdades que padecen las comunidades indígenas del país.

http://www.un.org/esa/socdev/unpfii/es/drip.html